Entrevista al Prof. Stavropoulos

* Primera publición: Dental Asia November/December 2019 (versión abreviada)

La 17ª conferencia bienal del IAP en Bangkok expuso una serie de charlas y talleres en el área de periodontología. Además de debatir los nuevos avances y los enfoques actuales para el tratamiento de enfermedades periodontales, se presentaron nuevos conocimientos sobre las asociaciones de las enfermedades sistémicas y periodontales, así como los enfoques terapéuticos. Un día completo destinado a talleres prácticos brindaron la oportunidad de aprender de mano de renombrados expertos en sus respectivos campos y debatir casos de pacientes.

Prof. Stavropoulos, su taller Gestión de la periimplantitis: un enfoque pragmático une el conocimiento teórico y la aplicación práctica. Además, también enseña diversas técnicas de aplicación de diferentes instrumentos y dispositivos.

¿Qué es lo que le motiva a llevar a cabo estos talleres prácticos, especialmente en diferentes partes del mundo?

AS: La periimplantitis es bastante común entre los pacientes con implantes y la comunidad dental comenzó a diagnosticarla hace relativamente poco tiempo. Anteriormente, los implantes estaban pensados para toda la vida y uno no debía tocarlos, lo que significaba evitar el uso de sondas en las bolsas alrededor de un implante. Probablemente, no hay una gran variación en la prevalencia de la enfermedad en varias partes del mundo, pero en Europa podemos estar más sensibilizados con el problema y buscar más fácilmente posibles signos de periimplantitis, en comparación con otras partes del mundo. Además, el tratamiento de la periimplantitis no es sencillo y no existe un tratamiento estándar, como ocurre con el tratamiento de la periodontitis. Sin embargo, si uno considera algunos aspectos importantes de la afección y tiene un enfoque pragmático y una serie de expectativas, entonces los resultados clínicos son realmente buenos en la mayoría de los casos. Creo que es nuestro deber educar a nuestros colegas sobre el tema, cuando existe tal oportunidad, independientemente de la parte del mundo en que se encuentren.

Fig.1: El Prof. Stavropoulos muestra un video del caso de un paciente, durante la conferencia introductoria del taller.
Fig.2: El Prof. Stavropoulos recorre la parte práctica del taller demostrando y/o supervisando y dando consejos a los participantes.

¿Podría describirnos brevemente su taller?

AS: El taller comienza siempre con una conferencia sobre los fundamentos del diagnóstico, la etiología y la patogenia de las complicaciones biológicas periimplantarias, y sobre los parámetros importantes que influyen en la progresión y/o el resultado del tratamiento. Incluyo muchos videos de procedimientos clínicos y varios casos de pacientes, para que los participantes puedan ver cómo se hacen las cosas en la clínica y el resultado del tratamiento. Luego están los ejercicios prácticos, utilizando modelos plásticos especialmente desarrollados con imitación de tejidos blandos y diferentes tipos de defectos óseos periimplantarios. Esto permite practicar diferentes tipos de técnicas quirúrgicas, desde la resección hasta la regeneración.

Dependiendo del tiempo (medio día o un día de taller), la conferencia dura de 1 a 2 horas y la parte práctica de 2 a 4 horas. Siempre hay empresas colaboradoras que apoyan los talleres con sus instrumentos y sus unidades más innovadores y una variedad de productos regenerativos. Sin estos colaboradores, los talleres no serían posibles.

¿Hay algún mensaje específico o conjunto de habilidades que espera que los participantes se lleven a casa después del taller?

AS: Un mensaje muy importante es, que en la mayoría de los casos de periimplantitis no se debe perder el tiempo observando "cómo va" con un tratamiento no quirúrgico, sino elegir un enfoque quirúrgico. También espero que los participantes entiendan qué enfoque quirúrgico, resectivo o regenerativo, debe aplicarse en cada indicación específica.

Según su experiencia, ¿el diagnóstico de la periimplantitis es siempre equivalente a un "no" implante a largo plazo?

AS: Aunque no hay muchos estudios con datos a largo plazo sobre el tratamiento de la periimplantitis, no puedo ver por qué no se pueden mantener los casos de periimplantitis tratados con éxito durante varios años, siempre que los pacientes realicen una higiene bucal eficaz y sigan un esquema de tratamiento de apoyo personalizado. A menudo puede ser que los implantes sean más difíciles de limpiar adecuadamente por el paciente, en comparación con los dientes naturales, debido a la reconstrucción protésica, y esto es, por supuesto, un problema.

Como ya ha mencionado, no existe un tratamiento estándar para la periimplantitis. En su opinión, ¿deben planificarse y adaptarse los tratamientos a cada caso individual del paciente? ¿Cómo se decide si se adopta un enfoque quirúrgico o no quirúrgico (conservador)?

AS: Hay que tener en cuenta algunos parámetros importantes que influyen en la progresión y/o el resultado del tratamiento, que a menudo son específicos para cada implante individual de cada paciente y actúan en consecuencia. Sin embargo, lo que es común en la mayoría de los casos es que se necesita un enfoque quirúrgico para el tratamiento exitoso de la periimplantitis.

Los participantes del curso practican las diferentes técnicas quirúrgicas en modelos de periimplantitis especialmente diseñados con imitación de tejidos blandos.
Fig.3: Los participantes del curso practican las diferentes técnicas quirúrgicas en modelos de periimplantitis especialmente diseñados con imitación de tejidos blandos.
Participante del curso probando el aeropulidor Proxeo Aura.
Fig.4: Participante del curso probando el aeropulidor Proxeo Aura.

¿Con qué dispositivos/instrumentos prefiere trabajar personalmente en relación con el tratamiento de la periimplantitis? ¿Hay alguna razón específica para esta elección (y la compartiría con nosotros)? ¿Qué grado de importancia tienen los entrenamientos prácticos con estos dispositivos/instrumentos, no es suficiente leer el manual o ver una demostración?

AS: Para el tratamiento de la periimplantitis, soy muy aficionado a los dispositivos de aeropulidor, especialmente aquellos que incorporan una punta flexible para uso subgingival. Son muy eficaces para la eliminación del biofilm, así como muy fáciles de usar por el paciente; por ejemplo, el tratamiento no quirúrgico con el uso del aeropulidor se realiza la mayoría de las veces sin anestesia. También me gusta utilizar dispositivos de cirugía piezoeléctrica, en casos en los que es necesario recoger fragmentos de hueso autógeno (láminas) durante un enfoque regenerativo, y también en casos en los que se considera necesario extraer un implante con periimplantitis, pero aún así está tan fuertemente osteointegrado que no se puede extraer con un kit de explantación; esto puede ocurrir algunas veces en la mandíbula. En este contexto, el entrenamiento práctico con tales dispositivos da una buena sensación de cómo es trabajar con ellos en la clínica; definitivamente no es lo mismo tener el dispositivo a mano, verlo y sentirlo en funcionamiento, que sólo leer el manual de instrucciones. Durante un entrenamiento práctico, los participantes pueden preguntar a los instructores sobre experiencias personales y consejos/trucos, que no son fáciles de describir en un folleto. Además, durante los talleres suelen estar presentes representantes de la industria, que pueden responder a todas las posibles preguntas técnicas que pueda plantear un colega.

Muchas gracias por sus ideas. Esperamos que siga realizando este tipo de talleres guiados y de gran utilidad. Le deseamos mucho éxito en el futuro.